.
LaTercera

LaTercera

Lunes, 07 Noviembre 2016 19:41

El Principio de Peter

Vaya por delante que a Don Enrique Martín Monreal nadie le puede discutir todo lo que ha conseguido con Osasuna.

Martes, 10 Febrero 2015 21:48

Miguel Merino como abanderado del cambio

 

Hoy hemos conocido que Miguel Merino será el nuevo director deportivo cuando Rafael del Amo llegue a la presidencia de la FNF. Algo que sucederá, si la Asamblea lo permite y el Gobierno lo avala, en el segundo trimestre de este año. 

A mi juicio (si me queda algo de eso), es una gran noticia para el fútbol navarro. La regeneración de la FNF tiene que ser progresiva y, en algunos aspectos, radical. Y este puede ser un claro ejemplo. No creo sinceramente que Miguel Merino se preste únicamente a ser un mero intercambio de cromos. El técnico madrileño llegará con nuevas propuestas y con nuevas ilusiones y retos. Nuevos proyectos que insuflarán aire nuevo a una Federación ávida por seguir creciendo. Este anuncio llega, además, en el momento idóneo.

Han sido siete años con Txuma Martón a la cabeza de las selecciones, con éxitos y con críticas casi por partes iguales. El veterano técnico ha decidido (con muy buen criterio) dejar paso tras la marcha de José Luis Díez. Algo que ha dejado la puerta abierta a Rafael del Amo para comenzar su reestructuración por la dirección deportiva, la base al fin y al cabo del fútbol. Y Merino, con otro perfil bien distinto, puede ser una gran apuesta. 

Exfutbolista profesional, conoce bien las entrañas de este deporte. Tanto en los despachos, como en los campos, como en los vestuarios. Formado como técnico en Tajonar, donde llegó a entrenar al Promesas pasando por las categorías inferiores. Acostumbrado, por tanto, a trabajar con juventud, con algo que tendrá que lidiar en la Federación. Persona elegante y educada, de muy buen trato, que puede ser un referente también a la hora de inculca valores a todos aquellos chavales que pasen por las selecciones. Tras medio año sin equipo, seguro que llega con mucha ilusión por demostrar y por seguir creciendo como profesional. Por supuesto, cuenta con la plena confianza de su futuro presidente (y actual amigo) Rafa del Amo, con quien coincidió en la Peña Sport la pasada temporada. Todo ello son virtudes que pueden convertir de él en un buen director deportivo para la Federación Navarra. Uno de los inconvenientes, que los habrá sin duda, la inexperiencia en ese tipo de puesto, ya que él había sido hasta ahora únicamente entrenador. De momento, cuenta con un par de meses por delante para reciclarse y adaptarse a los nuevos tiempos que le vienen por delante. Sus éxitos serán los del fútbol navarro.

Esperemos que este sólo sea el primer paso de una nueva Federación. No porque hasta ahora se haya hecho mal, cada uno tendrá su opinión (yo no lo creo, al menos no del todo), sino porque los estamentos del fútbol deben ir evolucionando conforme evoluciona también la sociedad. Conocer el pasado, mirando al futuro y de la manos de todos los clubes (o al menos la mayoría, contentar a todos es imposible) para confeccionar la Federación que el fútbol navarro necesite.